Cómo obtener la residencia por arraigo social sin contrato de trabajo

Cómo obtener la residencia por arraigo social sin contrato de trabajo


La normativa de extranjería permite obtener la residencia por arraigo sin contrato.


1. Formas de conseguir la residencia por arraigo sin contrato


Existen diferentes formas de obtener la residencia por arraigo social sin necesidad de tener un contrato de trabajo, a continuación vamos a explicar tres formas.


1.1. Residencia sin ánimo de lucro, por disponer de suficiente cantidad para mantenerse durante un año


Una forma es tener en el banco del país de origen, o en un banco de España, la cantidad de dinero suficiente para el mantenimiento personal en territorio español durante un año.

Este mantenimiento se mide a través del IPREM (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples) multiplicado por doce meses, que actualmente serían 580 euros multiplicado por doce meses, que resultan ser unos 6.960 euros para todo un año.

 De esta manera, podemos conseguir una residencia por arraigo social sin ningún contrato de trabajo, gracias al tener suficiente para mantenernos económicamente  en territorio español durante un año.


1.2. Residencia por proyecto empresarial por cuenta propia


Otra forma es crear un pequeño proyecto empresarial para establecerse como trabajador por cuenta propia, resulta ser una opción interesante porque los seguros sociales cuestan muy poco durante los primeros años y suele haber subvenciones de organismos públicos.

Tras estar con ese proyecto empresarial durante el primer año, tenemos la opción de trabajar tanto como por cuenta propia como por cuenta ajena, y no es necesario solicitar ningún permiso para trabajar de una forma u otra, una vez que llevemos un año con ese proyecto empresarial.

Por tanto, sin tener grandes medios económicos podemos crear un pequeño proyecto empresarial, gracias a que, con la nueva normativa de extranjería, no necesitamos una gran cantidad de dinero y no necesitamos contratar personal, por tanto un proyecto por cuenta propia es muy sencillo de realizar.


1.3. Residencia por curso de formación


Una tercera forma consiste en realizar un curso de formación, lo que nos permite tener la residencia en España durante un año y antes de que termine el año de residencia vamos a terminar el curso de formación, y una vez terminado ese curso de formación y antes de que termine el año de residencia, podemos continuar por dos caminos.

Un camino es crear un pequeño proyecto empresarial por cuenta propia como hemos explicado antes y otro camino es conseguir un contrato con una empresa que, gracias a la nueva ley de extranjería, no es necesario que sea a jornada completa o parcial, puede ser un contrato temporal.

Estas tres opciones son las formas que os pueden ayudar a conseguir la residencia por arraigo social sin necesidad de tener un contrato de trabajo, esperamos que os sirvan de ayuda.

Si queréis estar informados sobre la nueva normativa de extranjería o sobre otros temas de inmigración, os invitamos a que visitéis nuestras redes sociales y nuestro canal de Youtube, o podéis rellenar el formulario que tenemos en nuestra página web para enviaros boletines con las últimas noticias y la información más reciente.

Para contactar con nosotros: enlace

Para ver la página en inglés, francés o árabe.